juegos maldad

Juzgados y comisarías forman parte del paisaje de pueblos y ciudades. Policías y jueces son a menudo protagonistas destacados de películas y novelas de género negro, pero… ¿sabemos realmente cómo funciona ese mundo tan cercano y, a la vez, tan desconocido para la mayoría? ¿Podemos considerar “personas normales” a aquellos que tienen en sus manos las riendas de la justicia? Juegos de maldad, primera novela de la jueza y escritora Graziella Moreno Graupera, sumergirá al lector en el día a día de un universo tan ignorado como apasionante.

De lo que sí podemos estar seguros es de que “a veces los casos más sobrecogedores no salen en los periódicos”. Juegos de maldad arranca con un adolescente de catorce años que aparece herido de arma blanca en un camino forestal. Aterido de frio y en estado de shock, el muchacho da una primera versión de los hechos, que contradice al día siguiente. ¿Qué ha ocurrido en realidad y por qué? De este extraño caso se ocupará una joven juez, Sofía Valle, que también llevará una compleja investigación para detener a una peligrosa banda de narcotraficantes liderados por Marcos de Sola, un individuo sin escrúpulos que no se detendrá ante nada ni nadie para conseguir sus propósitos.

La trama avanza lentamente, tal como si se tratara de una investigación real, mientras nos presenta a los diferentes personajes: policías que llevan adelante los casos pese a la escasez de medios, delincuentes peligrosos que asesinan por puro placer, marginales que sobreviven al borde del abismo, jueces desbordados de trabajo, forenses y psicólogos adscritos a juzgados de instrucción e individuos aparentemente “normales” cara al exterior, reconvertidos en maltratadores en su entorno más cercano. Todos ellos se entrelazan en una novela policial y judicial que busca mostrar la realidad del funcionamiento de los juzgados de instrucción que no cuentan con los medios del CSI.

Nacida en Barcelona en 1965, Graziella Moreno Graupera estudió Derecho en la Universidad de Barcelona, y desde 1991 trabaja en la Administración de Justicia. En 2002, ingresó en la carrera judicial, y sus primeros destinos fueron los juzgados de instrucción de Amposta, Gavá y Martorell. Actualmente, es juez en un juzgado penal de Barcelona. Juegos de Maldad, ambientada en “un territorio que conozco muy bien, los juzgados”, es su primera novela, un relato que rezuma veracidad, mientras desmonta los estereotipos sobre jueces y policías y los presenta al lector como “personas normales” con sus problemas familiares, sus conflictos interiores y las debilidades inherentes a todo ser humano.

¡Muy recomendable!

One Response to “¡Jueces, policías y novela negra!”

  1. mayca, Responder

    me parece una trama interesante, no nos paramos a pensar a veces en la complejidad de los casos que se encuentran muchas veces para ser juzgados ya que a veces no es lo que parece. Introducirnos en el personaje es genial para saber como se resuelven gracias a estos profesionales.

Deja un comentario